Farmacéuticos Comunitarios. 2020 Nov 05; 12(Supl 2. Congreso SEFAC 2020):222

¿Por qué elaborar al paciente un sistema personalizado de reacondicionamiento en la farmacia cuando el cuidador puede rellenarle un pastillero?: la experiencia adquirida

Mora Pérez F1, Galindo Juberías L1, López Domínguez A1, Baixauli Fernández V1
1. Farmacia Vicente J. Baixauli Fernández. Mislata.
Mora F, Galindo L, López A, Baixauli V. ¿Por qué elaborar al paciente un sistema personalizado de reacondicionamiento en la farmacia cuando el cuidador puede rellenarle un pastillero?: la experiencia adquirida. Farmacéuticos Comunitarios. 2020 Nov 05; 12 (Supl 2. Congreso SEFAC 2020): 222
Resumen: 

JUSTIFICACIÓN: muchos pacientes reciben su medicación a través de pastilleros u otros dispositivos preparados por sus familiares o cuidadores con el fin de cumplir con su tratamiento farmacológico. La manipulación y el reacondicionamiento de los medicamentos requieren de unas condiciones y unos conocimientos de los que no se dispone por los familiares y cuidadores en los domicilios al preparar los pastilleros.

OBJETIVOS: elaborar un argumentario para ofrecer el servicio de SPR basado en las ventajas de este respecto a un pastillero o similar preparado fuera de la farmacia.

MATERIAL Y MÉTODOS: estudio cualitativo de las opiniones y objeciones proporcionadas por los pacientes, familiares y cuidadores ante la oferta del servicio de preparación de SPR por el personal de una farmacia comunitaria. Desde enero de 2018 hasta junio de 2020.

RESULTADOS: se elaboró el siguiente argumentario: sólo sacamos de sus envases originales aquellos medicamentos que son estables química, física y microbiológicamente fuera de éste; salvo que se indique en el prospecto o exista confirmación del fabricante, no debe alterarse la integridad de la forma farmacéutica; utilizamos envases de un solo uso y de una permeabilidad controlada que garantiza la conservación de los medicamentos que se introducen en ellos; en nuestras instalaciones, garantizamos las condiciones higiénicas y de conservación que se requieren para manipular los medicamentos; revisamos todos los medicamentos que constituyen el tratamiento del paciente, si hay interacciones, duplicidades y contraindicaciones; disminución de los errores en la toma de la medicación; no se extravían medicamentos ni se hace acopio de ellos en los hogares que luego son desechados por caducidad o cambio de prescripción; son útiles en tratamientos puntuales, decrecientes y etapas de confusión en la vida de los pacientes o con posologías complejas.

CONCLUSIONES: el uso y la preparación de pastilleros en el domicilio del paciente banaliza la manipulación y utilización de los medicamentos, lo que puede provocar problemas de seguridad y eficacia de los medicamentos utilizados en ellos. Permite un mayor contacto paciente-farmacéutico favoreciendo la confianza y la comodidad para la resolución de posibles problemas de salud relacionados con el medicamento. El paciente que utiliza un SPR, o su cuidador, puede tener la total tranquilidad de que está tomando su tratamiento de manera correcta.