Farmacéuticos Comunitarios. 2(suplemento 1)

Estudio sobre el tratamiento con bifosfonatos o ranelato de estroncio en la osteoporosis postmenopáusica

Moranta Ribas F, Vanrell Garau B, Maroto Yagüe A, Sitjar Garí A, Llull Vila R.
Moranta F, Vanrell B, Maroto A, Sitjar A, Llull R. Estudio sobre el tratamiento con bifosfonatos o ranelato de estroncio en la osteoporosis postmenopáusica . Farmacéuticos Comunitarios. 2(suplemento 1)
Resumen: 

OBJETIVOS: analizar cuales son los fármacos más prescritos, de la familia de los bifosfonatos o el Ranelato de estroncio, sus pautas posológicas, y el origen de la prescripción. Evaluar la información que ofrecen los diferentes profesionales sanitarios sobre el correcto uso de estos medicamentos. Estudiar la relación entre una correcta dispensación del farmacéutico y la identificación de PRMs causantes de RNMs.

MATERIAL Y MÉTODOS: estudio descriptivo transversal realizado en 12 farmacias de Mallorca entre el 17 de mayo y el 6 de junio de 2010 a mujeres que acudieron a recoger su medicación para el tratamiento de la osteoporosis postmenopáusica. El farmacéutico registró la dispensación realizada en un cuestionario diseñado previamente. Al finalizar el estudio se analizaron los datos con un programa informático.

RESULTADOS: de las 112 pacientes registradas, los fármacos más dispensados fueron Alendronato en un 43,8%, Risedronato en un 25,9%, Ibandronato en un 22,3%, y Ranelato de estroncio un 5,4%. La pauta posológica más prescrita fue 1/7 días (55,4%), seguida de 1/30 días (21,4%). El 93,8% de las dispensaciones fue una continuación de tratamiento. El médico especialista lo prescribió más por primera vez (73,2%) que el médico de familia (26,8%), tanto en tratamiento de prevención primaria como secundaria. La información sobre el uso de estos fármacos es proporcionada en un 44,6% por el médico especialista, en un 35,7% por el farmacéutico y en un 16,1 % por el médico de atención primaria. De entre los pacientes que tomaban su medicación de manera correcta el 85,7% habían sido informados en el momento de la dispensación por el farmacéutico. El farmacéutico detectó PRMs en un 44,6% de los pacientes, en el 78% de ellos se intervino directamente sobre el paciente. De los pacientes que habían recibido del farmacéutico información sobre su tratamiento un 65% no presentaron ningún PRM, por un 45,2% del especialista y por un 11,3% del médico de familia. Los PRM más frecuentes fueron una ingesta insuficiente de calcio (64%), seguido de un uso incorrecto de la medicación (32%). El 92,9% de los pacientes que no presentaron interacciones había recibido información previa por el farmacéutico.

DISCUSIÓN: el personal sanitario que más informa sobre el uso de los bifosfonatos o Ranelato de estroncio es el médico especialista. No obstante, cuando lo realiza el farmacéutico en la dispensación, se detecta un mayor conocimiento por parte del paciente y una menor probabilidad de aparición de RNMs.