Farmacéuticos Comunitarios. 6(Suplemento 1)

Estudio cuali-cuantitativo sobre el Sistema Personalizado de Dosificación en el Baix Llobregat

Escuder Marcos C, March Pujol M, Casas Sánchez J.
Escuder C, March M, Casas J. Estudio cuali-cuantitativo sobre el Sistema Personalizado de Dosificación en el Baix Llobregat. Farmacéuticos Comunitarios. 6(Suplemento 1)
Resumen: 

OBJETIVO: evaluar grado de uso y valoración del SPD de farmacéuti­cos; analizar grado de conocimien­to y valoración del SPD de médicos y enfermeros/as; estudiar actitudes y creencias de pacientes que usan SPD.

MATERIALES Y MÉTODOS:
• Estudio mixto en Baix Llobregat.
• Parte cuantitativa: se diseñaron cuestionarios para farmacéuticos y médicos.
• Parte cualitativa: se realizaron en­trevistas a pacientes del Prat de Llobregat.
• Población: usuarios del SPD: mayo­res de 65 años, que utilizaran tres o más medicamentos sólidos orales; antigüedad del SPD igual mayor a un mes.

RESULTADOS: Farmacéuticos: el 100 por ciento que ofrecía el ser­vicio recomiendaban su uso. Todos lo recomendaban cuando había sos­pecha de que el paciente no toma­ba correctamente la medicación. El farmacéutico y el médico eran los que más le sugerían el uso del SPD. El 84,6 por ciento notó mejoría en sus pacientes, por haber disminui­do las visitas al Centro de Atención Primaria (CAP) y por la ausencia de problemas relacionados con la me­dicación (PRM). El 100 por ciento creía que sin evidencia, el SPD me­joraba la salud del paciente, porque mejoraba la dosificación. Las venta­jas: aumento de seguridad y segui­miento farmacoterapéutico y mayor comodidad. Las desventajas: no se pueden emblistar todas las presen­taciones y coste económico elevado. El 46, 2 por ciento daba una valora­ción buena, el 53,8 por ciento muy buena. Médicos: el 72,4 por cien­to conocía el SPD. Todos los que lo conocían recomendaban su uso, el 75 por ciento lo recomendaban cuando hay sospecha de que no lo estaban tomando correctamente. Un 70 por ciento notaba mejoría en sus pacientes porque éste lo comentaba y por disminución de visitas al CAP. El 90 por ciento consideraba que sin evidencia, el SPD mejoraba la salud de los pacientes porque mejoraba el cumplimiento. Las ventajas: mejora adherencia y correcta toma de medi­camentos. Las desventajas: cambios en la medicación frecuentes y comu­nicación OF-médico. El 60 por cien­to de los encuestados dio una valo­ración muy buena, el 31 por ciento buena. Pacientes: los que maneja­ban bien la medicación antes del SPD, tomaban pocos medicamentos o consideraban importante su trata­miento. Otros tenían dificultades por falta de memoria o por el cambio de las marcas. Empezaban a usar el ser­vicio porque se lo comentaron en la farmacia, el médico o el propio pa­ciente lo demandaba. La mayoría se sintieron bien con el servicio. Todos consideraban muy útil el servicio. Los motivos: método de recuerdo, tranquilidad y comodidad.

CONCLUSIONES: el SPD mejora la sa­lud del paciente indirectamente, au­mento de la adherencia al tratamiento y, directamente, disminución de PRM, entre otros.