Farmacéuticos Comunitarios. 10(Suplemento 1):185

Caso clínico: mujer de 51 años con obesidad mórbida

Deleito Molina O1
1. Farmacéutica comunitaria.
Deleito O. Caso clínico: mujer de 51 años con obesidad mórbida. Farmacéuticos Comunitarios. 10(Suplemento 1):185
Resumen: 

INTRODUCCIÓN: acude a la farmacia una mujer de 51 años preocupada por una posible intervención quirúrgica que se debe realizar, pero que le han dicho que con su peso es peligrosa. Tras una primera consulta en la que estudiamos su historia clínica y realizamos una antropometría podemos observar que padece obesidad mórbida, con una altura de 171 cm y un peso de 128,8 kg (IMC = 44).

OBJETIVOS: el objetivo de la consulta fue la reducción de peso, ya que la paciente sufría de múltiples enfermedades asociadas al sobrepeso (diabetes tipo II, insuficiencia respiratoria asmática, retirada precoz de la menstruación, problemas articulares, etc.) y temía una intervención quirúrgica por el riesgo que le habían comentado.

MATERIAL Y MÉTODOS: para llevar a cabo el estudio completo realizamos una antropometría usando un monitor de Composición Corporal Omron BF511, una cinta métrica y un medidor de pliegues antropométrico. Tras el estudio inicial tomamos la determinación de realizar una reducción de unas 200 kcal a la semana en su dieta diaria, con revisiones periódicas cada 15 días. Una vez que consiguiéramos llegar a un sobrepeso (u obesidad de grado I dependiendo de la evolución de la paciente) comenzaríamos a introducir ejercicio físico.

RESULTADOS: en un período de tiempo menor a 2 meses (56 días) conseguimos llegar sin dificultad a una obesidad de grado II con un peso final de 112,7 kg; consiguiendo una pérdida de 16,1 kg. Tras casi un año de seguimiento nutricional llegamos a un grado de obesidad I con un peso final de 100,6 kg. La reducción de peso fue gradual, excepto en períodos en los cuales la paciente sufrió una serie de problemas personales. Comenzamos una dieta más rica en proteínas (30%) con la introducción de ejercicio y revisiones cada 15 días. La sorpresa fue un estancamiento en la pérdida de peso con pequeños altibajos. Le sugerimos a la paciente realizar un estudio de intolerancia alimentaria que realizamos en la farmacia mediante un test de Elisa midiendo la reacción de los anticuerpos IgG; y dio reacción positiva de alta reactividad frente a unos 20 alimentos, y otros 12 dieron una reactividad intermedia. Remitimos a la paciente junto con un informe del estudio de intolerancia detallado y otro informe detallando nuestra intervención desde la farmacia con respecto a la pérdida de peso para que su médico de cabecera evaluara la situación de la misma.

CONCLUSIONES: el médico, tras analizar los informes remitidos desde la farmacia, derivó a la paciente a un endocrino para que le realizase una serie de pruebas y poder determinar su estado hormonal y endocrino.